martes, 17 de mayo de 2022

ODA AL CONEJO

Quien arrastrado por las feromonas del título crea que saldrá de aquí empalmado que cierre la ventana del navegador.

El de hoy es un certero y tardío homenaje al conejo, el animal más denostado, humillado e infravalorado del universo conocido.

Por circunstancias que prefiero ocultar al lector, recientemente hemos adquirido un conejo. Esto me ha dado la oportunidad de conocer a fondo al animal más flojo que existe.

El conejo NO MATA A NADIE. Es un puto hervíboro. No es depredador de nadie. However, es predado por todos los animales. Un perro aburrido va y se lo carga, no por apetito sino por mero ocio y abusonismo.

Un gato, hasta el gato más mierdas, va y se lo calza tras una no-tan-árdua batalla campal. Para el resto de animales (zorros, lobos, tal) un conejo es cómo una bolsita de patatas Lay's con el vermut, una cosa que te zampas sin ni darte cuenta.

Esto es normal, les pasa a muchos otros animales. pero NO DEL TAMAÑO DEL CONEJO.

El conejo, por cubicaje, masa muscular, dentición, velocidad punta, terquedad, visión diurna y nocturna y mala leche cuando la ocasión lo requiere, debería ser un animal RESPETADO. 

Debería cazar ratones, ratas, algún gato despistado, pájaros pequeños o cosas de volúmen comparable. Desgraciadamente no; es un soplahierbas incapaz de incomodar a ningún otro animal sin otro tal en la vida que comer hierbajos, pasarse 23 horas al día escondido de sus depredadores en una madriguera, y pegar un mega-sprint si sus planes se ven alterados.

Yo no entiendo por qué no tienen más mala leche. ¿Es esa pusilanimidad genética? ¿Es por pereza? ¿O porqué jamás se les ocurrió comer otras mierdas? HAY QUE COMER DE TODO.

Desde aquí un sentido homenaje a la víctima INVISIBILIZADA de la pirámide alimentaria de este planeta. El conejo merece más, y por ejemplo, yo creo que tendría salida darles cursillos, adiestrarles para cazar cómo se hace con los perros o los soldados ucranianos.

Quiero creer y creo que el conejo tiene potencial y no merece TODO ESTO.

No hay comentarios: